Nuestra realidad ha cambiado. Hasta hace unos meses, considerábamos la vida de una manera; ahora, necesitamos pensar en términos de encierro y distanciamiento social. Todo esto ha ocasionado en el ser humano nuevas formas de experiencia individual y social. Pero también le ha provocado un grave problema a nivel mental. Como verás a continuación, existe una gran relación entre la depresión y el covid 19. Conócela para que puedas cuidarte de esto tú también.

Es importante señalar que, como personas, respondemos de diferentes maneras a los acontecimientos, aun cuando toda la sociedad vive las mismas circunstancias. No te extrañes si llegas a hacerte las siguientes preguntas: «¿Por qué me siento triste durante la cuarentena?», «¿se sentirán de la misma manera otras personas o soy el único?». No estás solo en esto, existen más personas que están experimentando el mismo sentimiento. La buena noticia es que hay profesionales en salud mental que pueden ayudarnos a superar estos momentos.


Agenda una cita hoy para tener un mejor mañana


Depresión durante la cuarentena

La pandemia trajo consigo cambios radicales en diversas áreas de nuestra vida, uno de ellos es el encierro en casa. Las autoridades nos recomiendan no salir, a menos que sea realmente necesario. Ahora, los trabajos se realizan bajo la modalidad a distancia, la enseñanza se lleva a cabo de manera virtual y las reuniones se efectúan por medios electrónicos.

Existen diversas investigaciones que nos hablan acerca del aumento de la depresión durante la cuarentena; esto, por causa del enclaustramiento. Por ejemplo, la Universidad Complutense de Madrid y la Facultad de Psicología de la Universidad de Ciencias Empresariales y Sociales en Argentina arrojaron datos en los que señalan que las personas de entre 18 y 39 años de edad experimentaron un mayor nivel de decaimiento, ansiedad o estrés en este último año transcurrido, debido a la pandemia.

De la misma manera, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) informó que el covid-19 ha provocado una crisis de salud mental a nivel global. Las enfermedades más comunes son los trastornos depresivos y la ansiedad, los cuales dañan a un 4 % de la población mundial. Entre los tres países más afectados está México. Según el Reporte de Salud Mental de la Secretaría de Salud, se han tenido 6827 casos de esta enfermedad clínica.

¿Qué indicios hay para pensar que estoy deprimido si me siento triste durante la cuarentena?

El desorden depresivo se puede reconocer por la sensación de una profunda tristeza y una pérdida del interés en la vida. Esto se refleja en cómo abordamos las actividades cotidianas, tales como el trabajo, los estudios y las actividades que antes nos gustaban. Además, estos síntomas pueden venir acompañados de un aumento o pérdida de sueño y apetito, una mayor irritabilidad e, incluso, cuando los casos son más graves, la persona puede pensar en suicidarse.

Una variante de la depresión: el trastorno afectivo estacional

El trastorno afectivo estacional es un tipo de desorden mental y está relacionado con las estaciones del año. Mayormente, ocurre en la temporada de invierno, cuando las personas no experimentan la misma luz solar que en las otras estaciones del año. También, suele darse en los lugares que están más alejados del Ecuador. Existen diversas formas para atacar este desorden, entre ellas está la fototerapia y, en ocasiones, se requiere de medicación. No dudes en contactar a un médico si piensas que lo estás padeciendo.

Busca la ayuda adecuada

Ante toda esta situación, debemos tener en cuenta que es necesario el cuidado de nuestra salud mental. Para ello, es importante que acudamos a las personas adecuadas, especializadas en este tipo de enfermedad. Los profesionales son conscientes de que nuestra rutina cotidiana no es la misma y de que hemos tenido que realizar cambios, sean o no de nuestro agrado.

Debemos tener ánimo y no pensar que esta experiencia va a ser así por el resto de nuestras vidas. Acude a un médico y no caigas en el error de pensar que eres la única persona que se siente así. Haz a un lado esos sentimientos negativos; recuerda que estos son los síntomas que más caracterizan a este padecimiento. En todo caso, estos pensamientos que nos causan tanto daño requieren de un tratamiento especial para sanarlos de manera óptima. No te preocupes, existen soluciones efectivas para ello.

Se recomienda que, en casos de ansiedad, grave decaimiento o alguna otra patología mental, se busque la ayuda de un experto en el área psicológica y de salud. Los psicólogos tienen las herramientas adecuadas para cada individuo.

Cada vez es más común que las personas asistan a los consultorios cuando sus emociones negativas son incontrolables. De hecho, es sano realizar este tipo de intervención a tiempo, pues de esta manera se evita que esas emociones se conviertan en un desorden mucho más grave.


Preguntas frecuentes:

¿Por qué me siento triste y ansioso durante la cuarentena?

Existen muchas causas que propician los sentimientos de profundo desánimo. Dadas las condiciones de confinamiento en las que nos encontramos en esta temporada, estos sentimientos negativos son parte de las reacciones que puede tener nuestro organismo.

¿Soy el único que se siente deprimido tras el aislamiento?

No. Este padecimiento es uno de los más comunes en esta época. De hecho, las cifras han aumentado en los últimos meses. Es cierto que cada persona es diferente en su forma de responder a los eventos, pero nadie es inmune cuando sobreviene esta enfermedad.

¿Por qué tengo dificultad para dormir?

La dificultad para dormir o el dormir demasiado son, sin duda, síntomas de un episodio depresivo. Esto tiene que ver con nuestro sistema nervioso, el cual tiene una gran conexión con nuestras emociones.

¿Es normal que mi preocupación y pensamientos negativos duren más de 15 días prolongados?

No, no es ni normal ni sano que se tenga este sentir por tanto tiempo. Esto trae resultados negativos tanto físicos como psicológicos. Se recomienda acudir de inmediato a buscar ayuda

Conclusiones

Aunque la depresión y el covid-19 son una realidad, existen también oportunidades que no podemos desperdiciar. Aprovechemos cada momento para compartir con nuestra familia y vivir positivamente los instantes que tengamos. Esto nos ayudará a tener una mejor salud mental. Si te sientes muy mal, acude pronto a un médico para que recibas el tratamiento que te sanará.

Si quieres asistir a terapia y recibir ayuda de un profesional no podrás agendar una cita con nosotros aquí.

imagen

Contenido extra

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *